Icono del sitio Consultoria de empresa familiar

¿Cómo vender tu empresa a tus empleados sin perder el control de tu empresa?

como vender tu empresa a tus empleados


Muchos empresarios, por diversos motivos, quieren vender su empresa sin perder el control. En Leialta nos hemos encontrado recientemente con uno de estos casos: un empresario era dueño de una sociedad holding que, a su vez, poseía el 100% del capital de otra empresa. El empresario consideraba difícil una venta a un inversor externo y les quería proponer a sus empleados la compra. En este post te contamos cómo vender tu empresa a tus trabajadores sin perder el control.

¿Qué fórmulas existen para mantener el control de la empresa ante una venta?

Tanto si la empresa se vende a los propios trabajadores como si se vende a un tercero, el propietario inicial puede mantener el control de varias formas:

¿Qué es la acción de oro?

Para entender cómo vender tu empresa manteniendo el control, es fundamental que conozcas el concepto de acción de oro o acción dorada. Se trata de un tipo de acción que permite a su titular tener un derecho de veto sobre cualquier decisión que se tome en la compañía. La acción de oro se utiliza también por los Estados para mantener el control de empresas de sectores estratégicos como la electricidad o el gas.

La acción de oro, por lo tanto, permite a su poseedor vetar decisiones relativas a procesos de reestructuración empresarial (fusiones, escisiones, disoluciones), cambios en el consejo de administración de la sociedad o venta de un activo de la compañía.

Por ejemplo, en el caso que hemos citado al inicio del post se podría mantener una participación en la sociedad holding que sea propiedad del dueño inicial de la empresa, de manera que mantiene de forma indirecta el control.

Aspectos que hay que considerar al vender tu empresa a tus empleados

Algunos de los aspectos que deberás considerar a la hora de vender tu empresa a los empleados son los siguientes:

– Puede que la operación se realice a través de una venta de participaciones o acciones directamente por los empleados, o a través de la creación de una nueva empresa por los empleados y la compra por esta de la otra empresa.

– En el caso en que los empleados no puedan pagar todo el precio de la empresa de una vez se puede pactar un pago aplazado de manera que se pague un porcentaje del valor de la empresa en el momento de la firma de la escritura de participaciones (un 25% por ejemplo) y el resto en varios plazos a través del beneficio que genere la empresa. Cuando se pacte una participación de oro se hará lo mismo, se repartirán dividendos y se pagará el precio de la compañía al propietario inicial con dichos dividendos.

– Los empleados querrán realizar un proceso de due diligence para conocer a fondo el estado de la empresa. Para ello deberán analizarla expertos independientes y verificar aspectos mercantiles, laborales, procesales y legales, en general.

– En muchas ocasiones los empleados desean comprar la empresa, pero no tienen liquidez para hacerlo por lo que habría que analizar los tipos de ayudas que se pueden solicitar y pedir a los bancos financiación.

– Si los empleados crean una nueva empresa para comprar la anterior, deben elegir la forma adecuada ya que si cumplen los requisitos podrían formar una cooperativa o una sociedad laboral.

– En función del tipo de operación de reestructuración empresarial que se realice (escisión, segregación, disolución etc.) habrá que estudiar la fiscalidad aplicable puesto que podría utilizarse el régimen de neutralidad fiscal.

– Una vez realizada la venta de acciones o participaciones, los trabajadores que ya son socios pueden tomar la decisión de transformar la sociedad mediante una modificación estructural, pero si se ha establecido una acción de oro el titular puede tener derecho de veto en estos casos.

Tal y como has visto, existen varias opciones para vender tu empresa a tus empleados y mantener el control en mayor o menor medida. Para lograrlo es fundamental que una consultoría empresarial estudie tu caso y te asesore sobre la mejor forma de realizar la venta y, sobre todo, de seguir manteniendo el control de la empresa.

Salir de la versión móvil