Por qué implantar un plan de igualdad en la empresa

Elabora tu plan de igualdad con la ayuda de LEIALTA.¿En tu empresa no hay buen clima laboral, quieres retener talento y crees que aplicar un plan de igualdad es la solución? Te contamos por qué es importante que lo hagas. Te contamos por qué es importante que lo hagas.

Según el Informe Mundial sobre Salarios elaborado por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), las mujeres ganan un 20% menos que los hombres a nivel mundial. Además, en numerosos países a pesar de que las mujeres tienen un nivel de educación superior al de los hombres, perciben salarios inferiores en las mismas categorías laborales. En España la brecha salarial de género es de alrededor de un 14%, según el mismo organismo.

Otro dato que pone en evidencia la desigualdad en el ámbito laboral es que el porcentaje de puestos de dirección ocupados por mujeres está en un 27%, de acuerdo con el informe Women in business de Grant Thornton.

Estos datos nos demuestran la necesidad de implantar un plan de igualdad en la empresa para evitar que exista discriminación. A continuación, te proponemos más razones para elaborar un plan e implantarlo en tu organización.

Saca rentabilidad a tu empresa con la gua de Centro Especial de Empleo

Razones para implantar un plan de igualdad en tu empresa

La Ley Orgánica para la igualdad efectiva de mujeres y hombres regula una serie de acciones para corregir la desigualdad que las mujeres sufren. Las acciones deben implantarse a través de un plan de igualdad, capaz de aportar beneficios como los que enumeramos a continuación:

  • Alineación con los Objetivos deDesarrollo Sostenible.Empoderar a las mujeres y niñas y fomentar la igualdad tiene un efecto positivo sobre la economía y sobre la sociedad en general. Por ese motivo, la igualdad de género es uno de los objetivos de desarrollo sostenible definidos por Naciones Unidas.
  • Combatir la discriminación en el ámbito laboral. Se puede lograr con la implantación de planes de igualdad en las empresas que fomenten la igualdad de trato y de oportunidades entre hombres y mujeres.
  • Fomento de la diversidad. La meta es impulsar que todas las personas, con independencia de su cultura, nacionalidad, sexo o situación familiar, participen en la empresa y aporten valor.
  • Fomento de buenas prácticas. Las buenas prácticas para lograr la igualdad se pueden implantar a través del plan de igualdad desde el momento del reclutamiento, por ejemplo, elaborando procesos en los que se impulse la incorporación de mujeres u hombres en puestos donde se produce subrepresentación de uno de los géneros.
  • Cumplimiento normativo y aspirar a ir más allá. La creación de un plan de igualdad en tu empresa no solo es importante por el cumplimiento de la ley, sino que también es fundamental para:
    • Crear un buen ambiente laboral. El ambiente laboral y la motivación para desempeñar sus funciones son factores importantes de satisfacción para el 40% entre los encuestados del informe Imea, elaborado por Alares. Por lo tanto, son factores esenciales para fidelizar a los trabajadores.
    • Diferenciarte de tus competidores. Una empresa en la que se fomenta la igualdad entre los trabajadores logrará retener y atraer talento, ser diferente, fidelizar a sus clientes y tener una buena imagen de marca.
    • Mejorar el compromiso de los empleados con los valores de la empresa. Uno de los factores más importantes para evitar la fuga de talento es cotejar que desde el principio existe una alineación de los valores de la empresa con los de cada empleado. A lo largo del tiempo ese compromiso se puede reforzar de muchas formas como, por ejemplo, haciendo participar a los empleados en las decisiones de la empresa o impulsando la igualdad de oportunidades.
  • Acceso a concursos públicos. En la Ley de Contratos del Sector Público se regula la prohibición de contratar a empresas de más de 250 trabajadores que no cumplan con la obligación de contar con un plan de igualdad. Por lo tanto, si tu objetivo es participar en un concurso público deberás cumplir con la normativa y fomentar la igualdad laboral entre hombres y mujeres.

¿Qué ocurre si no cumples con la ley?

En abril de 2018 se aprobó el Plan Estratégico de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social 2018 – 2020 que se plantea diversos objetivos, entre ellos, controlar el uso de contratos temporales y formativos que se prorrogan años, controlar el número de horas extraordinarias mediante el registro de horas y actuar en relación a los falsos autónomos. Pero en lo que respecta a la igualdad, uno de los objetivos esenciales es el siguiente:

Asegurar el cumplimiento de las normas de igualdad y no discriminación, de forma que hombres y mujeres tengan las mismas oportunidades y no exista brecha salarial. En este sentido, por ejemplo, uno de los objetivos es equiparar el permiso de paternidad y maternidad.

Como consecuencia de la aprobación del Plan, la Inspección de Trabajo realizará inspecciones para vigilar que se cumple la ley y, en caso de incumplimiento, se podrán sufrir consecuencias negativas como pérdida de ayudas y de bonificaciones o la prohibición de contratar en concursos públicos.

En algunos casos, incluso, se pueden imponer sanciones que alcancen los 187.000 euros.

¿Cómo te puede ayudar LEIALTA a implantar un plan de igualdad en tu empresa?

Leialta es una consultoría empresarial con un servicio de consultoría social centrado en la implantación RSC y un plan de igualdad en  empresas de clientes que nos lo solicitan. Por esa razón, te podemos asesorar durante todo el proceso:

  • Fase de diagnóstico. Se analizan las necesidades de tu organización y los aspectos a mejorar.
  • Planificación. Elaboración del plan de igualdad en función de las necesidades detectadas.
  • Implantación, con acciones de sensibilización, formación y dinámicas de grupos, entre otros aspectos. Además se tramita la solicitud de subvenciones y del signo distintivo de igualdad que se concede a empresas que disponen de plan de igualdad.
  • Seguimiento y evaluación anual del plan de igualdad. Se realizan ajustes para cumplir la legislación y detectar aspectos que puedan ser objeto de mejora.

Tal y como has podido ver, implantar un plan de igualdad no es solo una cuestión de cumplimiento normativo, sino que tiene otras muchas implicaciones, y afecta directamente a la afecta directamente al retorno de la inversión en responsabilidad social corporativa de tu empresa.



Deja un comentario

Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web. La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias. Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso. En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web. Más información en el apartado política de cookies de nuestra página web. plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies